Pinsapar de Yunquera, Puerto Caucón - Puerto Saucillo
Slideshow

yunquera5739
yunquera5740
yunquera5741
yunquera5742
yunquera5744
yunquera5745
yunquera5748
yunquera5749
yunquera5751
yunquera5755
yunquera5758
yunquera5762
yunquera5763
yunquera5764
yunquera5765
yunquera5766
yunquera5771
yunquera5772
yunquera5773
yunquera5774
yunquera5775
yunquera5781
yunquera5782
pprepyunquera5545
yunquera5784
pprepyunquera5550
pprepyunquera5553
pprepyunquera5556
pprepyunquera5560
yunquera5785
yunquera5786
yunquera5787
yunquera5788
yunquera5790
yunquera5791
yunquera5792
yunquera5794
yunquera5795
yunquera5796
yunquera5797
yunquera5800
yunquera5805
yunquera5807
pprepyunquera5567

Este itinerario se caracteriza por ser una de las rutas más bellas e impresionantes del Parque Natural, ya que permite conocer tres ecosistemas con alto valor ecológico: el Pinsapar, donde la relicta especie se esfuerza por colonizar nuevos territorios, el Quejigal de Alta Montaña, restos de un antiguo bosque muy manejado por el hombre por pastoreo y obtención de madera para fabricar carbón, y la Comunidad Rupícola, con una interesante flora capaz de soportar las condiciones más extremas. Asimismo, además de recrearnos con espléndidos paisajes, tendremos la oportunidad de ver algunos de los pozos de la nieve que se utilizaban para la fabricación de hielo, señal inequívoca de la continua actividad desarrollada por el hombre en el Parque.

FLORA Y FAUNA

Desde el punto de vista botánico, la ruta resulta muy interesante por la variedad de especies y ecosistemas que incluye. Al comienzo, en las laderas de solana aparecen las especies mejor adaptadas a la sequía y altas temperaturas, como el pino carrasco, encina, enebro, romero, aulaga, jara blanca y mejorana, que en las laderas de umbría se sustituyen por pinsapos con sotobosque de rosal silvestre, majuelo, heléboro, laureola, rascaviejas, orquídeas, musgos y líquenes. Posteriormente, en la parte más elevada aparecen las especies mejor adaptadas al frío, como el quejigo, arce, mostajo, agracejo, cojín de monja y sabina rastrera, colonizando los frecuentes roquedos plantas tan singulares como la maloliente, la hiedra o el té de roca.
Respecto a la fauna, además de la cabra montés están presentes entre otros el zorro, gineta, garduña, gato montés y comadreja. Entre las grandes aves se encuentran las águilas real, calzada y culebrera, ratonero y buho real, pudiendo observarse durante la primavera especies de menor tamaño como arrendajo, pito real, zorzal charlo, paloma torcaz, carboneros, herrerillos, collalbas, alondra y roqueros, mientras que durante el invierno aparecen entre otros el mirlo capiblanco, acentores y lúgano. Respecto a los reptiles están presentes las lagartijas colilarga e ibérica, culebras y víbora hocicuda y entre los anfibios la salamandra.

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA

Dificultad: Media
Distancia: 15 km
Duración: 5 horas 40 minutos

La ruta se inicia en bifurcación hacia los miradores del Caucón y del Saucillo, después de pasar la cancela que delimita los límites del Parque. Tomaremos el camino de la izquierda que atraviesa pequeñas cañadas cubiertas de espeso matorral, donde ya se comienzan a admirar majestuosos ejemplares de pinsapos con porte piramidal y bello color azulado, circunstancias que han propiciado su utilización en jardinería. El carril finaliza en el Mirador del Caucón o de Luis Ceballos, excelente mirador que nos brinda la mejor panorámica del bosque que vamos a ascender, además de una amplia visión hacia el valle del Guadalhorce. En el mirador existe un pequeño monumento dedicado a Luis Ceballos, ilustre botánico que estudió la flora malagueña. Iniciamos la marcha por la vereda que parte desde la derecha, junto al monumento. Tras un breve recorrido tomaremos la vereda que se dirige en descenso al fondo de las cañadas. Pronto nos adentramos en el joven pinsapar, el recorrido discurre entre subidas y bajadas para atravesar las dos cañadas, hasta que llegamos al Llano de los Gamones. Desde aquí seguiremos ascendiendo, sin tomar ningún desvío hasta llegar a una zona abierta que se culmina con el Tajo de la Caina, espectacular cortado sobre roca caliza que se precipita hacia el fondo del valle hasta alcanzar un desnivel superior a los 400 metros. Desde este punto donde las sensaciones de dominio y vértigo se confunden, podemos observar a la derecha el macizo calizo donde se sitúa el Torrecilla, y al frente una sierra de color pardo, Cerro Corona, que desciende hacia la Cañada de las Carnicerías; por debajo hay extensas panorámicas y mirando hacia el camino recorrido con anterioridad se observan bonitas vistas del pueblo de Yunquera.
El camino desde ahí hasta el Pico de los Enamorados sube a la cima del Tajo de la Caína y va a través de la cañada de la Perra. Una vez se alcanza el Puerto de la Perra, debemos estar atentos para continuar el camino adecuado. La ruta se traza a través de la profunda Cañada de la Perra, situada a la otra vertiente, por lo que en el primer cruce sobre la cresta se coge hacia la izquierda para después de unos metros tomar hacia la derecha, en dirección a la cañada indicada. Desde este puerto son magníficas las vistas sobre el tajo de La Caina, el pinsapar de Tolox y el Torrecilla, así como el modelado kárstico que la acción de las aguas salvajes origina sobre la roca caliza.
Una vez cruzada la cañada a través de pequeños prados donde crecen espinosos majuelos y agracejos, la senda atraviesa un bosquete de quejigos y grandes pinsapos, que propician una vigorosa regeneración natural. Tras pasar una zona desarbolada, se inicia una empinada subida por una vereda poco marcada que serpentea entre viejos quejigos.
La subida finaliza en el Puerto de las Boas, estrecho callejón formado en la roca caliza, por el que se accede a una inmensa planicie donde se desarrolla el quejigal de Tolox. Estas praderas de alta montaña mantienen en verano ricos prados que son aprovechados por el ganado, mientras que en invierno soportan una capa de nieve que dura más o menos tiempo en función de las precipitaciones y la temperatura existente.
A partir de aquí la senda llanea prácticamente por la divisoria de aguas hasta el Puerto de la Chaparrera, continuamos hacia la derecha por el camino que sigue la divisoria de aguas en dirección a la Peña de los Enamorados, que con sus 1.780 metros y su forma cilíndrica domina el entorno.
El trayecto culmina en el puerto que se encuentra en la falda de los Enamorados, donde se conecta con la senda del itinerario Puerto Saucillo-Torrecilla. Nuestra ruta alcanza en este punto su mayor cota, por lo que tomando hacia la derecha se comienza una cómoda bajada hacia el Puerto del Saucillo.
Llegaremos a una zona en que predomina el matorral almohadillado y empezamos a ver en las laderas que se han hecho actuaciones de repoblación con quejigo (Quercus faginea). Se ven multitud de mallas protectoras para los plantones. Caminaremos por nuestra senda hasta llegar a los primeros pinsapos, se observan numerosos plantones de este abeto que van colonizando zonas más elevadas. Antes de llegar a la Peña el Cuco, parte un sendero a nuestra derecha que comunica con el Tajo de la Caína y el Puerto del Caucón.
Pasamos junto a un grupo de grandes pinsapos antes de llegar a la fuente de La Perdiz. La regresión de los pinsapos en las zonas bajas es evidente y así se ha observado en otros lugares del parque. A ello hay que unir la sequía de los últimos años y la actividad del parásito “Cryphalus numidicus” que causan grandes estragos.
A medida que bajamos el paisaje se espesa, la humedad reinante viste de musgo a las rocas y los helechos se esparcen en las zonas más umbrías junto a otras plantas como los quejigos. Junto a la senda se ha reconstruido un antiguo nevero, los pinsapos y algunos pinos cierran el camino a modo de cueva vegetal. El recorrido de esta senda termina en la plataforma del Pto. del Saucillo, a partir de aquí continuaremos por una pista con un descenso bastante pronunciado que nos llevará al inicio de nuestra ruta.

F O T O G R A F I A
CRISTOBAL POYATO

Página Inicio | Novedades | Sierra Nevada | Pirineos | Picos de Europa | Luque | Barrancos | Axarquía | Act. Grupo M. Tiñosa | Subbética Cordobesa | Sierras de Jaén| Contacto